Si bien queremos lucir bien y cuidar nuestro rostro y piel con distintos productos que salen al mercado, lo cierto es que hacerlo puede ser muy costoso. Productos antienvejecimiento, maquillaje, para el cabello u otros con propósitos de cuidado y belleza, los podemos conseguir a donde vayamos pero no siempre tendremos para comprarlos.

¿Alguna vez has pensado en qué se puede ahorrar dinero y cuidar tu físico sin gastar en producto tras producto? En general, te sugerimos siempre utilizar hasta la última gota del cosmético, utiliza algún utensilio además de tus manos si es necesario.

Otra forma de administrar tu dinero y no tener que pensar en el gasto que debes hacer una vez que notas que está por acabarse alguno de tus productos, es hacerlos tú misma. Existen muchas recetas además de que las sustancias y materiales que se utilizan en este tipo de cosméticos son fáciles de encontrar y están a tu alcance. Por ello, queremos darte algunas ideas que servirán para tu cutis, piel, cabello y otras partes de tu cuerpo.

1. Revitalizante de aguacate y romero para el cabello

Debes haber escuchado alguna vez que el aguacate ayuda a fortalecer tu cabello gracias a todos los nutrientes que esté aporta, pero posiblemente no hayas oído anteriormente del romero o al menos, no con la misma frecuencia. Este ayuda a su fortalecimiento y acelera el proceso de crecimiento.

Ingredientes:

  • 2 ramas secas de romero
  • 1 aguacate mediano

Preparación:

Coloca a hervir aproximadamente 1 o 2 litros de agua en una olla, luego, toma las ramas y colócalas a hervir con el agua hasta que se forme una especie de té. Deja enfriar.

Tritura el aguacate y agrega el agua o té de romero al tazón donde trituraste de formas de que formes una crema o una textura parecida a una mascarilla.

Aplicación:

Colócala en tu cabello por 15-20 minutos y retira con agua a temperatura ambiente.

2. Fortalecedor de uñas

Si vas a comprar un brillo de uñas pero necesitas uno que las fortalezca, eso implica doble gasto y más tiempo en aplicarlos. Además de miles de productos que puedes encontrar para este propósito, no necesitas comprarlos, tienes la clave en tu cocina con materiales que obtienes casi diario.

Ingredientes:

  • ¼ de litro de vinagre
  • Cáscaras de 4 o 5 huevos
  • 1 taza de agua

Preparación:

Coloca a hervir el vinagre junto con la taza de agua en una olla o envase. Una vez esté hirviendo, agrega las cáscaras y déjalas hervir por 5 minutos, luego, deja que enfríe.

Aplicación:

Remoja tus uñas por 10-15 minutos diariamente a la hora que gustes y luego lávalas con tu jabón de manos y agua.

3. Mascarilla para la piel y el acné

La parte del cuerpo más preocupante para toda mujer, la cara es tu carta de presentación. Las cremas faciales son las más costosas tanto para la resequedad como las de antienvejecimiento. Pero con estos 4 ingredientes puedes ahorrar todo ese dinero.

Ingredientes:

  • ½ de pepino picado
  • ½ aguacate
  • 1 o 2 claras de huevo
  • Agua de arroz (el agua que utilizas para lavar el arroz)

Preparación:

Coloca todo en la licuadora y bate hasta formar una especie de crema no muy espesa. Si queda muy consistente o espesa, agrega más agua de arroz u otra clara de huevo. Métela al congelador una vez lista y deja que se torne fría.

Aplicación:

Aplícala con movimientos circulares y déjala por 30 minutos o hasta que se seque, ya sea en la mañana o noche. Retira con agua tibia y lava tu rostro con agua temperatura ambiente para eliminar residuos.

4. Agua de arroz y romero

El agua de arroz así como la de romero, pueden ser utilizadas de forma separada a las recetas anteriores.

Aplicación del agua de arroz:

Lava tu rostro con el agua de arroz y déjala el tiempo que desees, hasta el próximo lavado o exfoliación, también puedes dormir una vez se seque.

Aplicación del agua de romero:

Cada vez que laves tu cabello, sécalo bien con la toalla o paño que utilices y mójalo nuevamente utilizando el agua de romero, preferiblemente con un rociador principalmente en las raíces y el centro del cuero cabelludo. Deja que se seque junto con tu cabello, no necesitas retirarla.

Puedes hacer el mismo proceso incluso cuando vayas a alisarte el cabello o hacer algún procedimiento en él.