El término “superalimentos” es subjetivo. Los beneficios de ciertos grupos de alimentos son más pronunciados que otros, y esto también varía de individuo a individuo.

Por ello, a continuación se presentan algunos de los mitos y beneficios reales para la salud de los alimentos que entran en esta categoría.

¿Se pueden clasificar los alimentos como superalimentos y comidas regulares?

Superalimentos es un término relativamente nuevo, a menudo se utiliza para designar alimentos que cuentan con nutrientes densos y cuya composición de nutrientes específicos tiene mejor biodisponibilidad, lo que significa que el cuerpo puede utilizar y absorber los nutrientes con facilidad.

Cuando se habla de “alimentos regulares”, es una categoría que constituye casi todos los demás alimentos que deben ser consumidos de manera complementaria.

¿Son algunos alimentos más iguales que otros?

Al igual que algunos individuos son naturalmente más fuertes físicamente o más altos, ciertos alimentos tienen una mejor densidad de nutrientes particulares.

La usabilidad de los nutrientes para los seres humanos no es algo que la naturaleza establece como prioridades, pero la investigación mejora la comprensión y por lo tanto, algunos alimentos han sido clasificados como superalimentos.

La clasificación de los superalimentos sigue cambiando cada par de años. ¿Por qué?

En el campo de la nutrición, muchos defensores se adelantan, es decir, que han limitado la investigación realizada para respaldar sus descubrimientos. Después de más investigaciones, en algunos casos, se encuentra que las afirmaciones anteriores posiblemente fueron exageradas y por lo tanto la lista se enmienda.

El furor alrededor de la comida súper puede ser confuso. Ejemplo, las semillas de chía. ¿Para qué son buenas exactamente?

Es cierto que algunos alimentos nutritivos densos obtienen una cantidad de cobertura superior para difundir sus beneficios de salud. Existen alimentos ricos en nutrientes que pueden proporcionar beneficios para la salud cuando se consumen como parte de una dieta saludable y estilo de vida.

Por ejemplo, el contenido de fibra y las propiedades hidrófilas de las semillas de chía hacen que sea una excelente adición al agua para las personas que quieren agregar más fibra a sus dietas y también ayuda a regular el apetito.

¿Cuál es la verdad sobre la quinua?

La quinua es un grano fantástico con múltiples beneficios para la salud. Es una excelente alternativa para las personas con intolerancia al gluten. Tiene mayor contenido de proteínas que el arroz o la cebada.

También es una muy buena fuente de calcio, magnesio y manganeso y posee buenos niveles de varias vitaminas B, vitamina E y fibra dietética. “Es un alimento con un bajo índice glucémico, el cual está asociado a una menor ingesta de calorías e ideal para personas diabéticas.” (https://nutricionsinmas.com/alimentos-para-adelgazar/)

Si no incluyo siempre superalimentos, ¿mi salud sufrirá?

Los beneficios de ciertos grupos de alimentos son más pronunciados que otros, y esto también varía de individuo a individuo. Por ejemplo, a pesar de que el brócoli es un súper alimento,  debido a sus propiedades densas en nutrientes, no es un vegetal adecuado para personas con trastornos de la tiroides o altos niveles de ácido úrico.

La mejor manera de averiguar qué superalimentos puedes consumir es buscando el asesoramiento de un profesional basado en tus necesidades.

¿El comer solo superalimentos te hace saludable?

Ningún grupo de alimentos puede ser suficiente por sí solo para asegurar una buena salud y bienestar. Un enfoque equilibrado es necesario, por ello el ejercicio y un buen estilo de vida son los componentes básicos de la buena salud.

Los superalimentos no son una manera mágica de alcanzar niveles óptimos de la salud, aunque pueden ser utilizados con eficacia para ayudarte a llegar allí.

¿Los superalimentos tienen que ser orgánicos?

Lo orgánico asegura que hay bajos niveles de aditivos. Sin embargo, un mejor indicador es si el nivel de pesticidas que se ha utilizado es bajo. Esto es más difícil determinar, por lo tanto, es imprescindible que cualquier alimento rico en nutrientes sea lavado adecuadamente antes de su consumo.

¿Cómo puedo hacer para que los niños coman superalimentos?

Haz que sean una parte imprescindible de la dieta diaria. Introduce estos alimentos en pequeñas porciones para que sus paladares se ajusten. Incluye pequeñas cantidades adicionales en sus comidas favoritas. Por ejemplo, agrega las semillas de chía a una torta hecha en casa.